Coadyuvan “Auxiliares de Salud” con la política de prevención de Egidio Torre Cantú

NUEVO LAREDO, Tamaulipas.- “Queremos servir a la comunidad con todo nuestro corazón, porque hay gente que en realidad no tiene dinero ni siquiera para ponerse una inyección” así lo aseguró la neolaredense Hilda Aguirre Ramos, al recibir su constancia que la acredita como una “auxiliar de salud”, un programa novedoso del gobierno de Egidio Torre Cantú que permite a las amas de casa coadyuvar en las acciones del cuidado y atención a la salud de la población.

 

Comentó, que al recibir la constancia que la avala y a sus compañeras como voluntarias de enfermería, cuentan con la oportunidad de poder ayudar a prevenir y controlar los problemas de salud de los habitantes de su comunidad, gracias al apoyo del gobierno de Egidio Torre Cantú, que tiene como prioridad ofrecer servicios de salud oportunos y de calidad a todos los tamaulipecos.

 

Del mismo modo, reconoció el apoyo que les brindó el secretario de Salud, Norberto Treviño García Manzo, al realizar el curso de capacitación, por lo que mencionó, “le damos las gracias doctor Norberto, nuestro secretario de Salud por esta oportunidad que nos ha dado de poder culminar nuestro anhelo de servir a la comunidad mediante este curso que se nos otorgó, en el cual todas pusimos nuestro más grande esfuerzo para obtener el certificado”.

 

En el marco de la entrega de certificados a 176 auxiliares de salud en el municipio de Nuevo Laredo, Treviño García Manzo aseguró que el trabajo comunitario es fundamental para lograr las metas que se trazan en los servicios de salud y su participación activa fortalece la política estatal que en la materia encabeza el gobernador del estado.

 

Destacó que el programa académico para auxiliares de salud constó de 120 horas de clases teóricas y prácticas en temas relacionados a salud y enfermedad, organización del sistema de salud, concepto de auxiliar de salud, funciones y responsabilidades, higiene y aseo del enfermo, cuidados en casa de pacientes hospitalizados, alimentación y nutrición, primeros auxilios, medidas preventivas y tratamientos asintomáticos, entre otros.

 

Además, una alumna más, la señora María del Socorro Charles Orozco, hizo énfasis en la importancia de haber recibido el curso y de poder ser un auxiliar de salud, por lo que compartió con los asistentes, “yo tomé este curso, porque mi hija es una niña especial, iba a necesitar un tratamiento que tenía que inyectarla varias veces a la semana, yo no sabía ni siquiera agarrar una aguja, me daba miedo y tomé el curso más que nada por ella.”

 

Por esta razón, dijo que a través de la capacitación, aprendió demasiado y le ha servido mucho, ya que, con lo aprendido, hoy puede inyectar a su hija de forma adecuada, así como también, a sus vecinos, amigos, e incluso ha otorgado cuidados precisos a personas con cáncer dentro de su localidad.

 

Catalina Trujillo Monsiváis otra integrante de este curso, reiteró el agradecimiento por el apoyo otorgado para poder concluirlo y tener los lineamientos específicos para desempeñar bien su labor, de tal manera que, destacó, “gracias a este curso podremos ayudar a nuestra comunidad a salir adelante y junto con la Secretaría de Salud vamos a poder poner un granito de arena para que vivamos mejor en la localidad”.

 

Con los conocimientos adquiridos, los auxiliares de salud cuentan con las herramientas para inyectar, tomar la presión, glucosa, traslado de pacientes, inmovilizaciones, curaciones y otras acciones que permitirán prevenir enfermedades, política prioritaria del gobierno de Egidio Torre Cantú.


A %d blogueros les gusta esto:
comprar-ed.com