TECLAZOS

GONZÁLEZ, tiene mucha razón al sentenciar sin cortapisas que, se han suspendido las reuniones a la COPECOL, porque subraya que, “no es momento de hacer turismo legislativo”, eso es cosa del pasado, pero además soslaya que, esta clase de turismo, eso no es productivo, porque genera gastos incensarios al gobierno, cuyos recursos, deben ser mejor invertidos en donde haga la falta obra pública y los reales beneficios para los tamaulipecos y por ello, en el Congreso, se ha tomado la valiosa decisión de “no acudir a esas reuniones” que, “de rendimiento social no tienen nada”.

PARA ELLO, quiero decirles que, “la postura del Presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado Diputado García González, habla de su firme convicción de trabajo y servicio e interés, por atender otros temas de muy alta envergadura política y administrativa, concretamente “la revisión de las cuentas públicas de los 43 Ayuntamientos de los pasados Gobiernos municipales y el estatal de EGIDIO TORRE CANTÚ, de cuyos alcaldes, en su mayor parte “ya han puesto pies en polvorosa”, conscientes de que “en cualquier momento, podría caerles la voladora”, porque evidentemente en la rendición de cuentas públicas “aprobadas al vapor “ por el Congreso pasado presidido por RAMIRO RAMOS SALINAS, hay innumerables inconsistencias, a las que los ex ediles de Tamaulipas, tendrán que responder financieramente ese recinto legislativo y ante la Auditoria Superior del Estado, como lo dijera en charla con el autor de este espacio de análisis el Contador Mario Soria.

POR TAL MOTIVO, me parece muy sensato, cauto y metódico que el Congreso de Tamaulipas, no ande perdiendo el tiempo en conferencias improductivas o que no rinden frutos que valgan la pena, como se hacía en la época de Egidio Torre, por cuya cuestión “el bueno para nada” de Ramiro Ramos Salinas, por andar en esas reuniones disponía de poco más de 42 millones de pesos anuales, sin que para ello, el sujeto de marras, “informara a la sociedad tamaulipeca” que cosas buenas se obtenían de tales reuniones de turismo legislativo.

HOY EL NUEVO Gobierno de Tamaulipas, encabezado por el Lic. FERANCISCO JAVIER GARCÍA CABEZA DE VACA, ha venido implementando una nueva forma de hacer política y saber servir, para que los dineros del erario público, rindan realmente a las familias de bajos recursos económicos, y con parte de los mismos, se hagan obras de real bienestar social y tales dineros no se gasten en “improductivas reuniones como las de la COPECOL”, cuyo detalle, ya es visto con muy buenos ojos por los tamaulipecos, porque la suspensión de esta

clase de conferencias de turismo legislativo, como lo enfatiza y subraya el Presidente del Congreso Diputado CARLOS ALBERTO GARCÍA GONZÁLEZ, forman parte de las medidas de austeridad, instrumentadas por el nuevo Gobierno, para que las familias que viven en hasta en los más recónditos lugares de la entidad, puedan tener opción a una mejor calidad de vida.

POR LO QUE, ante este tema de gran relevancia política y social, lo que me llama poderosamente la atención es que, “en el corto o mediano plazo, estaremos viendo sin duda” la mano firme y candente del nuevo Congreso de Tamaulipas, “para meter en cintura a los amantes de lo ajeno con charola”, los que tal vez pensaron que por haber sido Presidentes Municipales, los recursos millonarios que tenían en sus manos eran de ellos y por eso decidieron llevarse los dineros que ahora por encima de todas las cosas, tendrán que regresarlos o bien “correrán el riesgo de pisar la cárcel”.

INCLUSO, creo que hasta el mismo RAMIRO RAMOS SALINAS, ex titular de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado de la LXII Legislatura en el Gobierno del repudiado EGIDIO TORRE CANTÚ, también sin duda llamado a cuentas ante el recinto legislativo, por “ser el principal solapador y cómplice” de los hurtos millonarios consumados arteramente por la gama de los ex alcaldes bandidos, que ya están lejos de los pueblos que gobernaron porque saben que, “hoy están ante un nuevo gobierno estatal, donde no se tolera, ni se permite la corrupción y la impunidad” como, lamentablemente ocurría con marcado cinismo en el pasado sexenio, “del sujeto de baja caterva moral”, el que para nada está exento de la aplicación de la ley.

POR LO ANTERIOR, me queda claro que, el titular del Congreso de Tamaulipas Diputado García González, junto a los integrantes de la LXIII Legislatura, “ya se alistan”, para analizar y escudriñar de manera meticulosa y profunda cada una de las cuentas públicas, donde las anomalías o irregularidades financieras, son muy evidentes, porque entiéndase que las matemáticas son ciencias exactas y como tales, los manejos financieros deben concordar y si no hay concordancia en los números, por obviedad se generan fraudes y robos, a cuyos delitos tendrán que responder el ex gobernador Egidio Torre y todos aquellos ex Presidentes Municipales, que “YA ESTÁN EN EL OJO DEL HURACÁN”.

ALCALDITO SE DIVIERTE Y MATA EL TIEMPO EN LOS TOROS….!

POR OTRA PARTE, hay que señalar que, quien “no se acongoja en andar perdiendo el tiempo, divirtiéndose en las corridas de toros”, es nada menos que el alcaldito de Reynosa HUGO RAMÍREZ, Secretario Técnico de la alcaldesa MAKI ORTIZ, individuo sin moral, ni principios, porque éste, lejos de atender con interés los problemas sociales de Reynosa, porque ese es su obligación como asesor de la edil municipal, a éste individuo, todo le es ambiguo, ecuánime e indiferente, pues eso es lo que ha venido demostrando en el tiempo que lleva en la Administración municipal de Reynosa.

HUGO RAMÍREZ, por su evidente importamadrismo, más que coadyuvar con eficiencia y resultados para bien de Reynosa y apoyar con trabajo a su jefa, “la irremediable alcaldesa” Maki Ortiz, éste, ya se ha vuelto un verdadero dolor de cabeza para la edil, de la que nos

dicen que “ya no sabe qué hacer con Hugo el alcaldito” del que incluso señalan “poco a poco ya ze lo ha venido retirando”, porque éste, en lugar de tributarle resultados de tangible trabajo para bien de las familias de Reynosa, el individuo de marras, ha venido obrando en sentido opuesto, sin lograr las promesas ofrecidas por él a quien lo contrató, para que “fuera su hombre de confianza”.

AQUÍ LO MALO de todo este embrollo político, en el que “el alcaldito” HUGO RAMÍREZ tiene mucho que ver, está el problema de la recolección de la basura, cuyo programa, obviamente no avanza, porque el truculento “Secretario Técnico”, es uno de los principales provocadores del problema, porque nos hacen saber que éste, es quien al interior del cabildo, se ha preocupado por mantener una política de confrontación entre la edil MAKI ORTIZ, con una gran parte de los regidores y el síndico ALFREDO CASTRO OLGUÍN, que no comulgan con el irresponsable proceder de la terca mujer que se aferra “cual chípil niña” a no entrar en razones en torno a los problemas sociales que enfrenta Reynosa.

Por hoy es todo y hasta mañana.

Para sugerencias y puntos de vista en general al email:


A %d blogueros les gusta esto:
comprar-ed.com