VICTORIA Y ANEXAS

 

Por: Ambrosio López Gutiérrez

 

QUE VIVA CARMEN ARISTEGUI

Las 172 defensoras de derechos humanos que integramos la RNDDHM reconocemos cómo investigaciones periodísticas como la Casa Blanca, Cuauhtémoc Gutiérrez de Torre, Tlatlaya, Ayotzinapa, entre otras, han visibilizado violaciones a los derechos humanos en diversas partes de nuestro país; así dice una carta abierta, que circula en todos los estados de la república, en apoyo a Carmen Aristegui, que agrega: con el trabajo realizado y tu trayectoria periodística, te has ganado la credibilidad y el reconocimiento nacional e internacional, lo que ha ido de la mano con la consolidación de un gran equipo de trabajo comprometido con el derecho a informar y ser informado.

Evocamos al Artículo 13 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos de la Organización de los Estados Americanos:… “no se puede restringir el derecho de expresión por vías o medios indirectos, tales como el abuso de controles oficiales o particulares de papel para periódicos, de frecuencias radioeléctricas, o de enseres y aparatos usados en la difusión de información o por cualesquiera otros medios encaminados a impedir la comunicación y la circulación de ideas y opiniones”; como Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos en México reprobamos también el despido de Daniel Lizárraga e Irving Huerta y nos mantendremos atentas, a fin de que los derechos de la audiencia y de la ciudadanía, ávida de un periodismo crítico como el tuyo, no sea mermado por anteponer intereses distintos al derecho a ser informado, sin limitar la libertad de expresión…

Por cierto, desde que inició el mes se han dado una serie de homenajes y reconocimientos para las mujeres mexicanas y en Tamaulipas se han replicado las buenas intenciones de los gobernantes de todos los tamaños, sin embargo, en este mismo mes emboscaron y mataron a una candidata a alcaldesa en el estado de Guerrero, “confundieron”  y atacaron a una presidenta municipal fronteriza, y para mostrar el siniestro rostro del sistema que reprime a los periodistas (aunque sean mujeres), despidieron de MVS (por segunda vez) a Carmen Aristegui); la BBC de Londres lo explicó así: la historia empezó con una serie de fotos publicadas en la revista española Hola, en mayo de 2013; en la galería aparece Angélica Rivera, esposa del presidente Enrique Peña Nieto, mientras enseña los detalles de la lujosa mansión donde vivía con su familia.

El equipo de Carmen Aristegui investigó el origen de la casa, valuada en unos US$7 millones, y descubrió que pertenecía a uno de los contratistas del gobierno; el caso, conocido como la Casa Blanca de Peña, se convirtió en un escándalo político que afectó la imagen presidencial, pero ahora Carmen y su equipo fueron despedidos de MVS Noticias, donde transmitían su programa radial cada mañana; los periodistas se unieron a la plataforma Mexicoleaks, un espacio de filtraciones para exponer casos de corrupción; la empresa descalificó la alianza y despidió a dos miembros del equipo; Aristegui demandó su reinstalación, y en respuesta, el consorcio dijo que no podía aceptar condicionamientos en su administración y terminó su relación laboral con ella.

En otro escenario, la riqueza de Tamaulipas está sustentada en su gente trabajadora y amable, cuyo tesoro cultural está plasmado en su vasta gastronomía que conquista a los paladares más exigentes, pues su cocina representa singularmente las seis regiones del territorio tamaulipeco; cuenta con excelentes cortes finos de carne de res, aves, pescados y mariscos, legumbres, frutos y flores que se convierten en manjar; los viajeros podrán encontrar en la región fronteriza, una gran variedad de restaurantes y negocios de alimentos preparados a base de exquisitos cortes de carne al carbón, acompañados de deliciosas guarniciones como cebollas asadas, queso panela, pimiento morrón y cebolla, arroz, ensaladas y salsas; en los municipios del norte de Tamaulipas las fajitas, el bistec entreverado, la milanesa “oreja de elefante” y el cabrito, son la especialidad.

De norte a sur, más hacia el centro, en la región del valle de San Fernando, la influencia de la frontera y la cercanía con Nuevo León ha brindado oportunidades a sus habitantes, pues además de la carne, incluye una gran variedad de platillos a base de pescados y mariscos; los que visitan por primera vez a esta región deben de probar unas tostadas de camarón, o el picadillo con jacubos, propios de la zona semiárida; la capital de Tamaulipas, se ubica en la región centro; además de Victoria, incluye los municipios de Güémez, Padilla, San Carlos, San Nicolás, Jiménez, Abasolo, Casas, Llera, Soto La Marina, Mainero, Villagrán e Hidalgo.

En un comunicado divulgado en esta capital se dice que esta zona se caracteriza por sus ríos, presas y colindancia con una parte importante del Golfo de México, por lo que sus platillos se combinan magistralmente; las flores de las chochas son toda una tradición se preparan de muchas formas: con huevo, carne, pescado, marisco, solo con ajo y comino, en fin, hay que probarlo; además, el asado de cerdo o un guisado de carne de res, es sencillamente un deleite.

Sin embargo, en la categoría de especial entra la región del altiplano tamaulipeco, en donde se encuentra enclavado uno de los principales destinos turísticos más importantes: Tula, declarado Pueblo Mágico, en el 2007; los platillos típicos giran alrededor del entorno de la zona semiárida en donde las plantas silvestres, agaváceas y cactus enriquecen una sabrosa cecina de venado, las enchiladas tultecas, el bistec ranchero, la barbacoa de pozo o un guiso de quelites; ni hablar de sus dulces y helados, de los que difícilmente se puede rehuir.

La región productora de azúcar de El Mante, integrada por seis municipios posee uno de los tesoros: la reserva de la Biosfera de El Cielo, su riqueza está formada por ríos, manantiales y presas; en El Mante y Xicoténcatl, el principal cultivo es la caña, pero toda esta región se caracteriza por la siembra de soya, cártamo tomate, cebolla, chiles y hortalizas; la carne de cerdo, los guisados de res y la carne asada son básicos en su cocina pero los langostinos en caldo, a la mantequilla o en chile pasilla y tomate a las brasas, son una invitación a un próximo viaje; la región sur es el punto turístico más importante de la Semana Mayor pues la marca Tampico–Miramar (incluye Altamira y Madero) no necesita preámbulo: sus jaibas rellanas, la conocidísima carne asada a la tampiqueña, el salpicón, la sopa de mariscos, los camarones o la torta de la barda, no pueden esperar; buen provecho.

Para finalizar por hoy, vaya el agradecimiento para los médicos, enfermeras y empleados del Hospital Infantil de Tamaulipas donde permanece internado mi queridísimo Francisco Nicolás Linares López; ánimo Pancho, tu puedes.

Correo: amlogtz@prodigy.net.mx


A %d blogueros les gusta esto:
comprar-ed.com