Vida Diaria

#‎Noticias desde El ‪#‎Mante

Por: Rosa Elena González      

Cobra  fuerza…

Domingo, Día del Padre, antes un festejo olvidado pero ahora, a pesar de no  tener  un día específico para su celebración es bastante mencionado en redes sociales, comercios, y restaurantes.

Desde hace muchos años el Día del Padre se festeja el tercer domingo de junio y por no tener un día del calendario designado muchas veces paso inadvertido.

Hoy, no cabe duda que el festejo del Día del Padre cobra  fuerza,  aunque difícilmente, y  por muchos motivos, no lograra ubicarse igual que el Día de las Madres, para empezar, porque ni siquiera se le asignó una fecha en el calendario con número de día especifico, segundo  porque  en este país siguen siendo muchas las mujeres  que son padre y madre a  la vez, y tercera porque hay  un lazo espiritual entre todo ser humano y la mujer que les dio la vida.

Con todo y eso el domingo pasado, a diferencia de otros tiempos, la celebración a los padres fue muy notoria, en la capital  tamaulipeca los restaurantes estaban a tope, los grandes almacenes abarrotados,  la ropa, zapatos, perfumes, relojes y artículos  deportivos registraron alza en sus ventas.

Eso da gusto, es el reflejo que hay padres responsables e hijos agradecidos y amorosos que saben reconocer el valor de un progenitor que cerca, o lejos, siempre está  pendiente, que es la mano firme que les mostrara el camino correcto y el mejor amigo  en el que pueden confiar.

Si bien es cierto una madre es irremplazable la figura  de un padre es casi igual de importante, además, también hay  que decirlo, muchos de esos grandes hombres que tienen el privilegio y saben asumir la responsabilidad de ser padres son capaces de ofertar su vida o de cualquier sacrificio para ver felices a sus hijos.

Es justo reconocer que en nuestro país muchos padres no solo son proveedores, igual asumen el papel de  educadores, guías, en ocasiones  se convierten en  padre y  madre, se sienten  vivos con los triunfos y sufren los tropiezos de sus hijos a los  que cada noche encomiendan a DIOS.

Por lo tanto es  justa la celebración,  es bueno  ver que el festejo cobra  fuerza, en esta ocasión se vio mucho movimiento con motivo del Día del Padre, en la mayoría de los establecimientos se  mostraban leyendas alusivas, las redes sociales se saturaron de mensajes y fotografías recordándolos y felicitándolos.

Aunque a decir verdad esta vez en los restaurantes los festejos eran por partida doble, podían agasajar a los padres y ver los partidos del mundial, buen  negocio, pues la mayoría de los hombres gustan del futbol, así  es que comían,  festejaban y disfrutaban de la fiesta  futbolera,  los establecimientos  de comida  y bebidas  con pantallas se registraron a tope, tuvieron alza en sus ventas, hicieron su agosto en junio.

El caso es que repunta el  Día del Padre, que estuvieron muy felicitados y vivieron muchas emociones en su día, seguramente el estímulo servirá para que sigan siendo buenos padres, ejemplo  para sus  hijos.

vida.diaria@hotmail.com | Twitter@VidaDiaria1 | Facebook: Rosa Elena González

 


A %d blogueros les gusta esto:
comprar-ed.com