VÓRTICE 

 

Por Martín Jaramillo Luna

LA FUTURA APUESTA DE MORENA

Desde ahora muchos han quemado la pólvora en infiernitos gastando incluso tinta y papel en una apuesta fallida al señalar que Américo Villarreal Anaya podría ser el alfil de López Obrador para la sucesión al gobierno del estado en el 2022, incluso han señalado que ya casi se encuentra palomeado por el virtual presidente del país.

De la misma forma se habla con insistencia de José Ramón Gómez Leal, a quién se le atribuye ya tener la candidatura al gobierno del estado en la bolsa, y hasta hablan de posibles venganzas políticas, las cuales han quedado de manifiesto que no existen, pues la mística que ha marcado el oriundo de Macuspana es trabajo y beneficio para la población.

Algunos han incursionado en terrenos más tenebrosos y aluden al secretario general de Gobierno, César Augusto Verástegui Ostos y un acuerdo de facto con López Obrador para pasar por alto al ejecutivo estatal y beneficiarse con la candidatura, situación muy poco probable pues el actual secretario de gobierno ha demostrado lealtad a toda prueba al mandatario estatal.

Sin embargo, pocos, muy pocos han volteado a ver la figura de un personaje que desde los inicios del partido Movimiento de regeneración Nacional en Tamaulipas ha sido pieza clave para su crecimiento, para su presencia en todo el estado y sobre todo para la consolidación de los triunfos en el pasado 2016.

Médico de profesión, fue quién acercó a Américo Villarreal para que Andrés Manuel López Obrador lo apoyara en la candidatura al senado, ahora pieza fundamental en la conformación de organizaciones que ayudarán al nuevo gobierno a aterrizar los programas que vendrán para el campo y para que los productores obtengan recursos para hacer más productivas las tierras sin necesidad de intermediarios.

Encabezando en Tamaulipas el Movimiento Nacional por la Esperanza, Faustino López Vargas, lo mismo es visto en la capital del estado tramitando ante Comisión Nacional del Agua obras de infraestructura para acabar con el problema de escasez del vital líquido, gestiones que los alcaldes de este municipio en años no han podido hacer, que organizando las bases en el municipio de Tula donde ha manifestado que no todo es el turismo y el pueblo mágico, hay que hacer producir el campo.

Y es que el estandarte que carga en la entidad y que a nivel nacional mueve René Bejarano, no es poca cosa, pues en el caben todos los movimientos de defensa de las causas sociales y es por ello que en fechas recientes López Vargas sostuvo una reunión con pensionados del Instituto de Seguridad Social al Servicio de los Trabajadores del Estado, para analizar su problema de pensiones, pues con el cambio de pesos a UMAS les están depreciando el fruto del trabajo de toda su vida.

El líder del MNE en Tamaulipas, continuamente está en la capital del país con la finalidad de presentar diversas gestiones tanto a la cámara de diputados como ante el senado donde es senador suplente, con la finalidad de poyar a quienes se han acercado a él para que encabece sus demandas y sus anhelos.

Quienes lo conocen y lo han acompañado aseguran que en cada una de esas visitas hace escala en la casa de transición del nuevo gobierno federal, y también aseguran que el presidente electo lo ve con buenos ojos y lo escucha, dialogan y toma en cuenta sus ideas, por lo que está muy cerca de quién manejará los destinos del país a partir del primero de diciembre.

A contraparte de quienes se dice tienen la candidatura al gobierno del estado en su bolsa, Faustino López Vargas, no es de muchas declaraciones, tampoco es de los que gusten mucho de los reflectores solo por lucir, es más bien de los que le gusta que lo vean trabajar y que hable su trabajo antes que sus palabras, por lo que la apuesta al gobierno del estado podría inclinarse a su favor.

Hasta la próxima.

Síguenos y regalanos un LIKE:

Te recomendamos....

Leave a Comment